El Regreso.

Hace más de tres años que abrí este blog. Lo sé porque lo he leído, ponía “tengo treinta años”. Estoy a punto de cumplir los 34.

¡TREINTA Y CUATRO! Es un número mágico para mi. Primero, porque superas la mítica “edad de Cristo”. Eso no es en sí tan relevante pero… por desgracia hay gente importante para mi que no llegó a superar esta edad y lo considero un logro llegar a un poquito más.

Hoy en concreto cumpliría años mi amiga Emma. Por desgracia, cuando teníamos 15 años murió así de repente. Porque para morirse sólo hace falta estar vivo. Ya le saco 19 años. Eso son muchos años en los que intento cada día acostarme más feliz.

Creo que soy más feliz porque sé lo que tengo que hacer. Creo que soy menos feliz cuando no lo hago. Aunque son frases muy sencillas… estoy decidida a enfrentarme a mi enemigo: la procrastinación. Espero que este blog me ayude a conseguirlo, porque pretendo ser muy sincera y enfrentarme a mis retos personales, a los de mi generación, a todo lo que necesite un poquito de energía.DSC_0365

¡Feliz domingo!